No es ninguna sorpresa descubrir que a lo largo de nuestra vida estamos expuestos a una gran cantidad de sonidos a todos los niveles posibles

Lo que es posible que no sepa es que el sonido del tráfico denso puede tener un nivel de presión acústica de 85 dB o que la música a gran volumen, como en las discotecas o en los conciertos de rock, puede llegar a un nivel de presión acústica de unos 100 dB.

La exposición regular a sonidos por encima de los 85 dB genera un daño irreversible, aunque lo bueno de esto es saber que podemos proteger nuestros oídos y adoptar unas medidas sencillas para prevenir posibles daños o mayores daños.

Consejos sobre como proteger los oídos:

  • Cuando se posible, baje el volumen de los aparatos eléctricos
  • Aléjese de la fuente sonora
  • Lleve protección auditiva cuando trabaje con equipos ruidosos 

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted